En una decisión significativa, el Tribunal Supremo (TS) ha clarificado cómo debe calcularse el complemento de gran invalidez en España, según la resolución 2023/721413. Este fallo es crucial para los derechos y el cálculo de beneficios de los trabajadores afectados por gran invalidez.

1. Contexto de la Decisión del Tribunal Supremo

Recientemente, el TS ha emitido un fallo declarando que la base mínima de cotización para calcular el complemento de gran invalidez debe considerar la base mínima de cotización de todos los grupos profesionales, y no solamente la del grupo al que pertenece el beneficiario. Esta decisión tiene un impacto notable en la forma en que se calculan estos complementos.

2. Interpretación de la LGSS Art.196.4

En un caso concreto, una trabajadora fisioterapeuta, perteneciente al grupo de cotización 2, fue declarada con incapacidad permanente absoluta (IPA) por padecer glaucoma congénito y esclerosis múltiple. Disconforme con la calificación inicial del INSS, la trabajadora demandó en el juzgado de lo social, que finalmente la declaró afecta a la gran invalidez, con derecho al complemento de pensión basado en la base mínima de cotización para todos los grupos y no la correspondiente al grupo 2, al que pertenece la trabajadora.

3. Problema Central en el Recurso de Casación

La trabajadora presentó un recurso de casación para unificar la doctrina, centrando el debate en la interpretación de «base mínima de cotización vigente» según la LGSS art.196.4. La cuestión era determinar si esta expresión se refería a la base mínima de todos los grupos profesionales o solo al grupo del beneficiario.

4. Análisis del Tribunal Supremos y su resolución

El TS analizó el precepto diferenciando entre la base mínima de cotización vigente, aplicable al 45% del cálculo, y la base de cotización del trabajador, aplicable al 30%. El TS concluyó que la intención del legislador era diferenciar estas bases, aplicando la base mínima común para el cálculo del 45% del complemento.

5. Justificación Legal y Finalidad de la Norma

Señala el TS que este precepto diferencia entre base mínima de cotización vigente (para el 45%) y base de cotización del trabajador (para el 30%). Es decir, el 30% se aplica sobre la base de cotización del trabajador t el 45% a la base de cotización mínima común de todos los grupos profesionales. Entiende que si el legislador hubiera querida que esta fuese la base de cotización del trabajador lo habría establecido expresamente.

Por otra parte, señala que la redacción de este artículo tiene su origen en la L 40/2007 que justificó la nueva forma de cálculo del complemento de gran invalidez en su desvinculación con el importe de la pensión de incapacidad permanente absoluta. Es por ello, que la norma solo en el porcentaje del 30% se refiere a base de cotización del trabajador, mientras que el porcentaje del 45% se liga a la base mínima de cotización vigente en el momento del hecho causante y no a la del trabajador. En caso contrario, no se conseguiría el objetivo perseguido.

6. Conclusión y Implicaciones del Fallo del TS

La decisión del TS desestima el recurso planteado, confirmando la sentencia del TSJ. Este fallo es significativo porque establece un precedente claro para el cálculo del complemento de gran invalidez, asegurando una mayor equidad y coherencia en la aplicación de los beneficios de Seguridad Social para los trabajadores incapacitados en España.

 

Más información relacionada

Síguenos en LinkedIn


Fuente: Lefebvre